Wednesday, August 20, 2008

"Hechos Reales"

Una de las peores cosas que me pueden hacer como espectador de cine es que, segundos después de iniciada la película, me restrieguen en los ojos el letrerillo: “basada en hechos reales”. Personalmente creo que eso resulta irrelevante, irrelevante respecto a la película como obra de ficción, como producto que emociona, y tal advertencia sólo hace que mi desconfianza surja o crezca aún más. Ni modo, me predispongo. La experiencia me ha dado la razón, y no son muchos -la verdad son muy pero muy pocos- los productos que se mantienen solitos con todo y sus cualidades técnicas, estéticas y de argumento, mas allá de la advertencia inicial.

Al respecto tengo dos hipótesis: 1. Que el realizador intenta persuadirnos de que, independientemente de que falle, su propuesta tiene un valor agregado al que hay que apelar al momento de elaborar juicios (“Así es la realidad, ni modo; yo sólo he sido un instrumento para evidenciarla blabla”). 2. Que si la propuesta falla en tanto que es muy tópica, un absoluto lugar común, el responsable pretende lavarse las manos trasladando la culpa hacia esa realidad que –por puro marketing- pareciera repetirse hasta el infinito.

En todo caso, prefiero que tal revelación se realice al final. O en el mejor de los casos que ni siquiera se dé. Y nuevamente mi experiencia lo ha demostrado: las mejores películas "basadas en hechos reales" (¿Qué película no está basada en la realidad?), las más subyugantes que he visto no han tenido necesidad de ser enfáticas en ese sentido.

(José Abril)

5 comments:

Duque Blanco said...

La verdad si resulta irrelevante esa leyenda, yo lo ve como si fuera una serie de explicaciones que da el director acerca de la pelicula antes de que empiece la misma y uno piensa "si hombre". De acuerdo con el apunte que haces sobre que en ocaciones funciona como una especie de escudo donde se resguardan "sobre aviso no hay engaño"

David said...

Eres un insensible, ¡Es para que sea mas pegador pues!

...

De acuerdo contigo, a mi me paso eso con An American Crime, que sale Ellen page y Catherine Keener. Lo mejorcito de la movie.

Paxton Hernandez said...

Uta, a mí también me encanija esa "leyenda".

Mejor como los Coen, con Fargo. Una historia por completo ficticia, aderazada con "Basada en hechos reales" por completo falso.

:)

Sam_Loomis said...

Pues la neta coincido un poco en el hecho de que a mi me gustaría también que el letrero saliera al final. De todas maneras todas las películas gringas tienen la leyendita esa en el poster también así que ya sabe uno. En lo personal el saber no me afecta, se que lo hacen por cuestiones de marketing ya que la raza ha de decir "mira, esa madre si pasó se supone". Yo le tomó un poco de ventaja porque siempre que veo una película "basada en hechos reales" que me gusta me da estímulo para informarme sobre la historia real como me pasó con "American Gangster" y "Zodiac" que me vienen a la mente recientemente.

Saludos profe

el ojo en la cerradura said...

Duque y David: Y no tengo nada en contra de que estén basadas en acontecimientos concretos, pero sí creo que es una arrogancia que te lo hagan explícito

Paxton: Y los Coen tienen la buena puntada de reirse del asunto, je...Por cierto, una de las últimas películas que hizo recordarme que tan gratuita puede ser esa leyenda fue Ils.

Sam Loomis: Bueno, no todas las películas que echan mano de este letrero, son malas, pero sí un buen porcentaje, por lo menos de las que he visto.

Saludos a todos!!