Sunday, December 04, 2005

Mar de muuucho sueño

No sé si recuerden que Hace varios meses la prensa local celebraba la presencia de todo un equipo de producción instalado en las playas de San Carlos, para la filmación de una película de posible proyección internacional. En ese entonces las notas periodísticas manifestaban lo importante del uso de territorio sonorense como locación cinematográfica, y principalmente enfatizaban con bastante entusiasmo el origen sonerense del responsable de todo esto, el joven realizador José Bojorquez, obregonense para más señas, que con el apoyo de TV Azteca encabezaba tal proyecto…Bueno, ahora esta producción nos llega bajo el título de MAR DE SUEÑOS y, sorpresivamente, se ha instalado con bastante éxito de público en nuestras carteleras: este debut cinematográfico de Bojorquez ya va para su cuarta semana de exhibición, algo que podría extrañar a los más suspicaces si consideramos la negra suerte que suelen correr las películas de factura nacional frente a los espectadores locales.
Pero, seamos realistas, este aparente éxito muy poco tiene que ver con lo que la película ofrece, que francamente no es mucho.
Me explico: a consideración personal, Mar de sueños es una película mala por donde quiera que se le vea, No tiene valor alguno que la sostenga ni como producto de distracción ni mucho menos como propuesta estética. Como lo primero es demasiado aburrida y plana. Como lo segundo es extremadamente pobre.
En el plano del contenido Mar de sueños es la historia de una bella joven que, se dice, ha sido bendecida por el Mar y el Mar la proclama como suya, como su propiedad. De aquì que la joven como una ungida pueda por un lado traer suerte a los pescadores de su pueblo, siempre y cuando la respeten y la quieran bienintencionadamente, o de plano, por otro lado, traer la tragedia para aquellos que la cortejen, porque el solo hecho de desearla o enamorarse de ella provocaría los celos y la ira de ese Mar despechado capaz, incluso, de manifestar su berrinche sentimental en forma de tsunami. A partir de esta premisa un tanto delirante, Bojórquez desarrolla una historia que oscila entre el absurdo y la sensiblería, la cursilería pues para ser más directos. Un absurdo involuntario y accidental generado por un realismo mágico que en el campo de lo literario tal vez funcione, pero resuelto en términos de acciones concretas como lo exige el cine, se muestra torpe y burdo, y un sentimentalismo, que se desborda y se torna mucho más irritante si pensamos en el énfasis que Bojórquez, perdiendo toda proporción, hace a través de una música sobre utilizada.
Por otro lado, la puesta en escena aunque pretenciosa es bastante limitada, pues en términos visuales la película parece alimentada por las fantasías de un realizador que ostenta la mentalidad ingenua de un turista y es esa visión de turista la que idealiza y sublima algo que desconoce totalmente, como, por ejemplo, la realidad misma de las comunidades pesqueras o que tergiversa, por pretensión estética e incluso por ignorancia, las tradiciones y costumbres de un pueblo.
En cuanto a la dirección, Bojórquez ha sido incapaz de lidiar con unos actores que manifiestan a lo largo de todo el metraje su novatez, un defecto, por cierto, que se agudiza por un inglés pésimamente hablado, y al que ni siquiera se escapan actores veteranos con mucha más experiencia como la brasileña Sonia Braga o las mexicanas Tina Romero y la resucitada Angélica María.
Recuerdo que Bojórquez ante la prensa trataba de dar al asunto una justificación de corte antropológico, señalando que su objetivo era rescatar y recrear esos mitos y leyendas propios de nuestra cultura, pero Mar de sueños dista mucho de ser eso, porque lo que ofrece en realidad es sólo un melodrama muy menor con irrisorios tintes fantásticos muy alejado de nuestro imaginario popular.
¿Y el éxito, a qué se debe entonces? Al respecto tengo una hipótesis: el regionalismo arraigado en nuestra ciudad es de tal peso que puede provocar la pérdida de objetividad del hermosillense medio ante tales trabajos y condicionar su gusto a sobrevalorar algo que tiene muy poco de rescatable…Ni siquiera como comedia involuntaria funciona…Y miren que hay películas que en sus propios defectos radica su encanto. (Jose Abril)

8 comments:

Anonymous said...

Lo interesante es que la alcanzaste a ver completa.... esa si es paciencia.
Salvo la obra de Javier Marín por doquier en la cinta, los escenarios estuvieron Kitsch.

el ojo en la cerradura said...

Eso sì, las esculturas de Marín estuvieron muy fuera de lugar...de seguro ha de ser muy compa del realizador como para dejar que sus figuras se desperdicieran de tal forma

rusted said...

oye y se puede saber cual fue la razon por que viste tal pieza de pelicula? morbo o fin puramente investigativo? o salio a relucir tu actriz fetiche?: Angelica Maria? ¬¬

el ojo en la cerradura said...

El morbo fue mi móvil...la idea era ir a reirnos de la película, pero nos topamos con un ladrillo de azucar

Anonymous said...

De veras que nadie es profeta en su tierra, el cuate este Bojorquez el director, vino acá a Hermosillo, lo llenaron de eventos, y audiciones, y nadie lo peló, y en el estado de Veracruz hasta autógrafos le pidieron como si fuera actor... ¿que tal?....
o la verdad acá en Sonora no somos tan arrastrados....

anonimo said...

mira bato pendejo cinseramente!!! no reconoces lo beuno por que muy claro esta en tus comentss, ni al caso lo que pones en tu espacio de cuarta osea y nada q ver tu comentario negativo !! MODERNISTAE Y APRESIALO BUENO !! por que aleguas se be q mmm en realidad no se si eres hombre o mujer pero neta ! naco SI ERES!! OSEA consiguete una vida q bien te hace falta ... picnhi joto

Anonymous said...

no lo insultes sin antes conocerle..es una gran persona, a pesar de que no le conozco al 100.

como todo, en unas cosas sii estoy de acuerdo contigo Abril..

gracias!!

saludines...jeje

Anonymous said...

Yo fuí a uno de los eventos que fué el Sr. Bojorquez y la verdad estaba a reventar, que yo sepa solo vino a ese evento y nada mas. La cinta es preciosa, espectacular... hermosa!!! Hay que valorar el romanticismo y la forma de contar este cuento o fabula es realmente una obra de arte. Yo y mis amigas la disfrutamos muchísimo, con decirles que la acabo de ver por tercera vez en el canl de cable MOVIE CITY y esta con todos los estrenos de Hollywood asi que al parecer le fué muy bien a la cinta, pues como no si es HERMOSA!